Ultrasonido

Unidad de ultrasonido de alta sensibilidad

inicio  ultrasonidos: listado servicios  escríbanos citas  nosotros: quienes somos
consulta médica gratis
telemedicina
ultrasonido
imágenes
empleo
actualidades
 

 

 

buscar
 

Ultrasonido C.A.D. en Color
Diagnóstico guiado por computador
Sensibilidad 99.8%

Por qué el color
siempre será mejor

Por qué el color siempre será mejor

Chequeo Médico Ejecutivo Premium
Chequeo Médico Premium

envíe esta página a un amigo

relaciones comercial con nosotros

ultrasonido - Tarifas

 

  Dr Gonzalo E. Díaz M.
Calle 73 10-10 of 404 Bogotá, Colombia
tel 2487018 - 3102536047
http://drgdiaz.com
Derechos Reservados 1996-01-14 / 2014

 

 

 

ultrasonido en Color de Músculo
Diagnóstico de lesiones musculares

Las lesiones musculares son frecuentes especialmente en deportistas.

el ultrasonido en color de músculo detecta enfermedades y lesiones musculares en forma sencilla, indolora, segura, económica. Superando las limitaciones de la radiografía convencional, de la tomografía y de la resonancia magnética.

A continuación veremos las alteraciones más comunes que pueden detectarse por ultrasonido. La tomografía y la resonancia carecen de utilidad para el diagnóstico muscular, la primera por  no mostrar adecuadamente el músculo, el ser un examen estático y la imposibilidad de diferenciar sólidos de líquidos, y la segunda por ser un examen estático que no puede determinar las alteraciones musculares que aparecen con el movimiento..

el ultrasonido de músculo detecta hipertrofia, tendinitis, atrofia, ruptura, hematoma, desgarros, miositis, hernias, tumores, absceso, calcificaciones y cicatrices.

Tumores

Dentro de los tumores benignos, uno de las más frecuentees es el lipoma, que se localiza en la grasa subcutánea aunque también puede aparecer en el músculo, o entre las fascias que separan los músculos. Los hemangiomas y los linfangiomas, también benignos, aparecen en el ultrasonido como imágenes semiesféricas muy brillantes. Los neurofibromas semejan quistes por lo que se definen claramente. Los granulomas crónicos pueden simular tumores.

Dentro de los tumores malignos, el liposarcoma es el más común en las extremidades. Se localiza preferencialmente en el muslo y en la pierna. Aunque el liposarcoma se visualiza muy bien, su diferenciación con el lipoma es difícil. Sin embargo la biopsia dirigida ultrasonográficamente aclara el diagnóstico. El condrosarcoma y el rabdomiosarcoma, neoplasias de baja sonodensidad, pueden simular quistes y alcanzar gran tamaño. Otra de las neoplasias malignas que pueden afectar al músculo es el leiomiosarcoma, originado en las paredes vasculares. Las metástasis en las extremidades son raras pero pueden aparecer y también son visibles por ultrasonido. El linfoma puede encontrarse dentro de la masa muscular y es frecuente que aparezca en la región inguinal. Los melanomas y su progreso invasivo generan signos sonográficos propios de infiltración muscular, que son muy claros. El ultrasonido también permite evaluar la respuesta a la quimio y radioterapia. Aunque la diferenciación entre benignidad y malignidad en las neoplasias de las extremidades es muy difícil, la facilidad de practicar punciones dirigidas ultrasonográficamente permite un diagnóstico preciso.

Abscesos y celulitis

Los abscesos son colecciones de material purulento que producen reacción inflamatoria periférica, con hiperestesia, hipertermia, eritema e induración, y usualmente deben ser drenados. La llamada celulitis de origen infeccioso es una reacción inflamatoria tisular difusa en respuesta a una infección. Genera también hipertermia, hiperestesia e induración, pero no hay colección de material purulento, por lo cual no requiere drenaje. Aunque los hallazgos físicos rara vez permiten diferenciar celulitis de absceso, la sonografía aclara el diagnóstico.

Quistes poplíteos

Están formados por una evaginación anormal de la bolsa membranosa del músculo gastrocnemio, que puede comunicarse con la articulación, aunque no siempre sucede así. Algunos investigadores lo atribuyen a herniación de la cápsula articular posterior. Es una manifestación común de la artritis reumatoide que puede hallarse en otras enfermedades degenerativas articulares o aparecer también como secuela posterior a traumatismos. Al contrario de la artrografía, el ultrasonido detecta el quiste en condiciones fisiológicas, es decir, sin inyección de aire o líquido en la cavidad articular. Por eso los quistes demostrados ultrasonográficamente son siempre patológicos, verdaderos quistes de Baker y no "quistes" iatrogénicos. Los hallazgos ecográficos del quiste poplíteo son mas específicos que los derivados del artrograma. Por ello todo quiste reportado en la artrografía debe ser reevaluado por ultrasonido.

Una masa palpable en la fosa poplítea y correspondiente a grasa excesiva puede confundirse con un quiste. Su diferenciación sonográfica es sencilla y también permite distinguir los quistes poplíteos de los aneurismas.

Quiste poplíteo disecante

Los quistes poplíteos pueden extenderse caudalmente dentro de los músculos de la pantorrilla causando dolor e inflamación en forma similar a la producida por la tromboflebitis. La diferenciación entre estas dos entidades es indispensable, pues los anticoagulantes son peligrosos en caso de un quiste poplíteo disecante. La sonografía permite una fácil diferenciación.

La ultrasonografía es superior a la artrografía porque no hay necesidad de inyectar medio de contraste para visualizar el quiste, y cuando no existe comunicación entre este y el quiste disecante de la pantorrilla el ultrasonido demarca ambos, mientras la artrografía no.

Aneurismas

La arteria poplítea es la localización mas frecuente de los aneurismas de las arterias periféricas. Usualmente ocurre en hombres entre los 60 y 70 años y se asocia frecuentemente a aneurismas aorto-ilíacos. La ultrasonografía es más exacta que el examen físico y que la arteriografía, ya que muchos aneurismas no pueden visualizarse angiográficamente por estar ocupados por trombos

La precisión del diagnóstico por examen físico es solo del 50% porque los aneurismas pequeños no son palpables y muchas masas pulsátiles no son aneurismas. La sonografía detecta tanto las paredes del aneurisma como sus trombos internos. El tamaño y la extensión ecoográfica del aneurisma se correlacionan muy bien con los hallazgos quirúrgicos. La arteriografía suele subestimar el tamaño de los aneurismas por la no visualización del área del aneurisma con trombos, y el examen físico suele sobreestimarlo por la grasa presente en la fosa poplítea. La sonografía supera tales limitaciones y además puede diferenciar aneurismas poplíteos de otras masas.

Hematomas

Los hematomas pueden desarrollarse después de un trauma o aparecer espontáneamente en pacientes con discrasias sanguíneas, hemofilia o con terapia anticoagulante. La sangre puede acumularse dentro de uno o múltiples músculos. Los hematomas y edemas de la pierna pueden causar el "síndrome de compartimiento", que requiere fasciotomía para prevenir el daño irreparable del nervio. En pacientes con tromboflebitis y sometidos a terapia anticoagulante, el ultrasonido es útil para determinar si una distensión dolorosa de la pierna obedece a exacerbación de la tromboflebitis, o a la formación de hematoma. En las contusiones, la sangre puede infiltrarse entre las fibras musculares o en el tejido graso subcutáneo, formando un hematoma loculado bien definido con la subsiguiente inflamación y dolor, cuya causa es fácilmente detectable por ultrasonido. Un pseudotumor es una complicación rara pero grave de la hemofilia, en la cual se desarrolla una cápsula fibrosa en la periferia del hematoma que no permite su resolución y que con el tiempo puede afectar al hueso.

Heridas y otros problemas musculares

La rabdomiolisis corresponde a desintegración muscular con mioglobinuria, que a su vez puede ocasionar fallo renal agudo. La primera puede ser originada por coma inducido por drogas, donde el paciente permanece inmóvil durante horas. En la fase oligúrica el calcio puede depositarse en el músculo lesionado, lo cual detecta el sonograma.

Las calcificaciones musculares también ocurren por miositis osificante, que puede originarse por traumatismos.

Es posible detectar cicatrices en el músculo, ruptura de tendones, contracturas, etc, así como evaluar la respuesta al tratamiento. Son frecuentes los exámenes del manguito del rotador, de los gemelos, del cuadríceps, bíceps, tríceps, de la pared abdominal, etc. Existen muchas más alteraciones detectables por ultrasonido, como destrucción articular, tromboflebitis, hernias, linfedema, alteraciones óseas, etc.

 

Calcular el índice de Masa Corporal
Cómo está su peso según su estatura

Escriba su peso

use las unidades correctas

Escriba su altura

use las unidades correctas

índice de Masa Corporal 

    

  Interpretación                  

 

Consúltenos gratuitamente por email sobre enfermedades musculares

Instrucciones

 

  • Llene todos los campos. Todos corresponden al enfermo

  • Este formulario es únicamente para ayuda médica sobre enfermedades musculares. No contestamos preguntas académicas. Otros temas

  • Si menciona medicamentos, anote los componentes

  • Si no ha recibido respuesta en 5 días hábiles, verifique que su casilla de correo tenga espacio y que nuestra respuesta no haya sido filtrada erróneamente a su correo no deseado. Si aún no recibe respuesta, replantee su pregunta siguiendo las instrucciones.

  • Como en este servicio no practicamos examen físico ni exámenes de respaldo, ni podemos controlar la conducta que recomendamos, usted acepta que nosotros no tenemos responsabilidad alguna en los resultados de este servicio. Sin embargo, usted puede tener la certeza que nuestro consejo es efectuado con la mejor voluntad y empleando al máximo nuestros recursos para ayudarle lo mejor posible

  • Al consultar automáticamente obtendrá una suscripción gratuita a Salud, que usted puede abandonar inmediatamente si lo desea, pero quedará inscrito cada vez que consulte nuevamente

Consulta Médica Gratuita por Email sobre enfermedades musculares

No escriba todo en mayúsculas - Los datos corresponden al enfermo

nombre       

edad           

sexo            hombre       mujer

su email  favor no usar direcciones de AOL     si no es correcto, no recibirá respuesta

ocupación   

país            

ciudad        

teléfono      

describa su problema muscular hasta en 3000 caracteres

 
caracteres sin usar

 

Operamos una política de continuo desarrollo por lo cual nos reservamos el derecho de efectuar cambios y mejoras en cualquiera de nuestros servicios  publicados en estas páginas, y de hacerlo sin previo aviso